DIARIO DE UNA ALBAYZINERA 1920

Ciber-novela por entregas en formato de Diario

7 AGOSTO DE 1920, SÁBADO

Narrado por la autora
MaRGaRiTa MaRíN


Querido Diario:

Hoy es ya la última noche que pasamos aquí. Mañana de vuelta para casa.

Esta tarde nos hemos ido de paseo al pueblo a lucir palmito con nuestros vestidos que, con tanto campo, al final los modelitos que usamos son A,B y C para que no se vayan a ensuciar o estropear.

Pero hoy nos vestimos de perita en almíbar todas y nos fuimos a pasear por la urbe.

Ya ves tú, cuatro calles pa’riba y pa’bajo y poco más, pero en fin, al menos en algo hemos variao. Y el ratico de acicale y coqueteo mientras nos arreglábamos ha sido también muy divertido.

Hemos bajado a la plaza del pueblo que está debajo de la cuesta donde viven mis parientes, lo único llano que tiene el pueblo, y allí hemos estado charlando con las primas y algunas de sus amigas y amigos lugareños que se han acercado a golismear a las forasteras que las acompañaban.  

Alguien ha sacado un girasolillo de temporada  con las pipas crudas que nos hemos comido entre todos, allí sentadicos en la plaza.

Por el tamaño del girasol o era de descarte o lo ha tomado prestado de algún huerto porque todavía le faltaba crecimiento. En fin, sea como fuere, muy generoso que ha sío el muchacho aunque no sé ni cómo se llamaba el chiquillo.

Conchita Cuesta

Siguiente Entrada

Anterior Entrada

© 2021 DIARIO DE UNA ALBAYZINERA 1920

Tema de Anders Norén