DIARIO DE UNA ALBAYZINERA 1920

Ciber-novela por entregas en formato de Diario

3 SEPTIEMBRE DE 1920, VIERNES

Narrado por la autora
MaRGaRiTa MaRíN


Querido Diario:

“El Atleta y la Cabra”. Volvemos a la estatua de Ganivet.

¡Menúo folletín se traen!

¡Mare mía, mare mía…! ¡Si es que esto no se le ocurre ni al que asó la manteca! Si Ganivet levantara la cabeza y viera la escultura que le han hecho…

Si es que esto pasa por hacerle encargos a gente con padrino… ¿qué tendrá que ver un” hombre atlético que coge por los cuernos a una cabra” con Ángel Ganivet?

“La Humanidad venciendo a la Naturaleza” ha llegado a decir alguno… ¡Ja! ¡Menúa farfolláh! ¡Eso es que no ha leído nada, ni conoce en absoluto la obra y personalidad de D. Ángel! ¿Venciendo qué? ¿La Lujuria? Porque el macho cabrío representa lo que representa: brujas, aquelarres… que no es que sea santo de mi devoción, pero que no tiene nada que ver esto con su figura.

¿En qué estaría pensando Juan Cristóbal para hacer semejante interpretación del maestro en esta imagen? ¡Qué venga y me lo explique! ¿Dónde diantres está representado el pensamiento e intelectualidad de D. Ángel en eso?

¡Con razón no quieren que esté en el Paseo de los Tristes! ¡Pa’que pase desapercibío!

Por lo que cuentan cómo es, una estatua así, puede estar mu’bien pa’adornar un jardín privado de estilo romántico o algo así, no te digo que no, pero que eso no representa ni homenajea a Ganivet en nada.

No, si va a ser verdad que Ganivet es verdaderamente un autor incomprendido hasta en su propia tierra…

Un grave error artístico esta escultura.  No digo más.

Mare mía, qué trajín con las cabecicas!…)

Sátira a colación de la controversia generada por esta escultura, publicada en El Defensor de Granada el 4 de Septiembre de 1920, pág 1.

Siguiente Entrada

Anterior Entrada

Dejar una respuesta

© 2021 DIARIO DE UNA ALBAYZINERA 1920

Tema de Anders Norén