DIARIO DE UNA ALBAYZINERA 1920

Ciber-novela por entregas en formato de Diario

31 AGOSTO DE 1920, MARTES

Narrado por la autora
MaRGaRiTa MaRíN


Querido Diario:

¡Mare mía, ocho páginas traía hoy el periódico!

¡Imposible leérmelo entero! ¡Con la de cosas que tengo qué hacer al cabo del día!

¡Nah! El Gobernador Civil  que ha enviado todos los telegramas  y reclamaciones, relativos al conflicto de los trenes, al ministro de fomento.

Por otro lado, el Gobernador interino Sr. Fresno le ha echado un buen rapapolvos a la compañía de tranvías, dando orden explícita de que no se llenen los coches más del aforo permitido: que cuando estén los que tienen que estar, los cobradores echen la tablilla de “completo” y no se coja ni un viajero más, que no se puede ir así de apretujaos.

Y a los guardias, por su parte, que vigilen y eviten las aglomeraciones de viajeros esperando los coches para los pueblos, subiendo y bajando en Puerta Real  que no para de haber accidentes cuando los asaltan, todos a la vez con la apretaura y achuchando sin miramiento alguno.

Y ya de paso se ha despedido de Granada porque esta noche llega ya el Gobernador a ocupar su plaza. Eso sí, lamentando el incumplimiento en el que han quedado sus órdenes durante este tiempo para evitar los abusos e infracciones contra el cumplimiento de las ordenanzas. Y diciendo que es una lástima que siendo Granada una población tan hermosa como es, esté tan abandonada y que cada cual haga lo que le viene en gana.

Vamos, lo que viene siendo nuestro famoso: Ca’uno a su avío…

¡Qué nos va a contar que ya no sepamos!

Y luego ya, cuatro páginas extra dedicadas a la Memoria de D. Miguel Moya, presidente de la Asociación de la Prensa, que desde que falleció el pasado día 19 de Agosto, no hay día que no le dediquen un homenaje, artículo o columna en El Defensor, si no son a veces varios en el mismo día.

Este hombre ocupó la Presidencia de la Sociedad Editorial de España, el Trust éste del que ya hemos hablado varias veces,  que abarcaba el Imparcial, El Heraldo de Madrid y El Liberal, y que demostró ser un instrumento poderoso para la defensa de la prensa y de los periódicos dentro de esta sociedad editorial.

Aunque no sólo se dedicó al periodismo, también ocupó cargos políticos durante más de veinte años: diputado en varias circunscripciones de Cuba, Puerto Rico, también en el distrito oscense de Fraga, y en el de Huesca estuvo casi 10 años. Representante parlamentario en el Congreso y en el Senado…

Total, ¡yo qué sé cuántos méritos más! Vale, que era muy querido y muy importante en el mundo del periodismo y la política, pero, chiquillo, llevan diez días ya con el erre que erre y ya se están poniendo un poco cansinos de más, la verdad.

Claro, como es uno de los suyos… ¡Hala, venga, vamos a gastar papel y tinta!

Miguel Moya Ojanguren
Diego Calvache Gómez de Mercado – Mundo Gráfico, número 15 de 7 de febrero de 1912, página 3

Siguiente Entrada

Anterior Entrada

4 Comentarios

  1. María José 31 agosto 2020

    Todos los días aprendemos algo, Marga.
    ¡Me encanta!
    Muchas gracias

  2. Antonio 31 agosto 2020

    Seguimos viendo los mismos problemas un siglo después, ahora acuciados por el virus y con la problemática de los medios de transporte. En cuanto al poder de la prensa más de lo mismo, es el cuarto poder, lo malo de hoy en día es, que la gente hace demasiado caso al internet paradigma de las noticias falsas….

Dejar una respuesta

© 2020 DIARIO DE UNA ALBAYZINERA 1920

Tema de Anders Norén